Cuánto cuesta un seguro de decesos para mayores de 70 años

¿Cuánto cuesta un seguro de decesos para mayores de 70 años?

El seguro de decesos tiene como finalidad principal cubrir el fallecimiento de la persona asegurada y los gastos derivados del mismo. Se encarga de atender el servicio de sepelio, ocupándose de todas las cuestiones y elementos que lo componen, y dando acompañamiento y asesoramiento a la familia durante todo el proceso.

Entre las diferentes modalidades de seguro de decesos, que dependen la edad del asegurado que lo contrata y la forma de pago, existe una específica, el seguro de decesos a prima única, para personas de edades avanzadas que les va a permitir dejar resuelto su sepelio a sus familiares o personas más allegadas.

La cuantía de la prima única se calcula habitualmente teniendo en cuenta la edad del asegurado y los precios de los servicios fúnebres de la localidad donde vaya a realizarse el sepelio. 

Así, las personas mayores de 70 años o incluso 80 años, hasta 100 años en el caso de FIATC seguros, que anteriormente no vieron la necesidad de tener un seguro de decesos o que por alguna enfermedad no pudieron contratarlo, y ahora se lo plantean, aún están a tiempo de suscribirlo. Lo que va a suponer a sus familiares no tener que hacer ningún desembolso para hacer frente a los gastos de sepelio y además recibir un soporte y seguimiento personalizado en la prestación de los servicios y las gestiones necesarias tras la defunción.

¿Qué coberturas incluye el seguro de decesos a prima única?

Gracias a esta modalidad de seguro a prima única, las personas mayores de 70 años (en FIATC a partir de los 65 años), podrán contratar la póliza de decesos, disponiendo de la misma cobertura principal que cualquier otra modalidad del seguro de decesos. En caso defallecimiento, la compañía aseguradora se encargará de todos los trámites y gestiones necesarios, así como de asumir los gastos del sepelio. 

El seguro de decesos para personas mayores de 65 años de FIATC o seguro de decesos a prima única garantiza las siguientes coberturas:

  • Servicios de sepelio: los gastos y coordinación de estos servicios están incluidos en el seguro. El féretro, la preparación del difunto, el tanatorio y la inhumación son algunos de los más importantes que se ofrecen.
  • Gestión de trámites: el seguro realiza toda la tramitación necesaria en caso de defunción, para que los familiares no se encuentren con dificultades añadidas a su situación ya de por sí dolorosa.
  • Gestión general: asesoramiento jurídico, legal y administrativo, así como redacción y revisión de contratos, entre otros servicios.
  • Elaboración del testamento y testamento vital: un equipo de profesionales se dedica a la redacción y los trámites. También cubre los gastos de notaria en casa del asegurado si es preciso y una modificación anual.
  • Gestión del final de la vida digital: cuentas, blogs, redes sociales, etc.
  • Asistencia en viaje en el extranjero: se incluyen servicios médicos y traslados, si los necesitas mientras estás en otro país.
  • Servicios de salud dental: ofrece opción a una limpieza bucodental al año e interesantes descuentos en tratamientos.

Todo ello, con un único pago que será inferior a los costes habituales de estos servicios en caso de no disponer de seguro de decesos. Por este motivo, el seguro de decesos, aún a edades avanzadas, es siempre aconsejable de contratar. 

FIATC te ofrece el seguro de decesos de prima única si tienes más de 65 años, y el seguro decesos y asistencia familiar que no tiene edad mínima de contratación, si tienes menos de 70 años.

¿Cómo funcionan los seguros a prima única en decesos?

Esta modalidad de seguro se caracteriza porque la prima se paga de una vez en un único recibo,  y, una vez abonado, la cobertura queda vigente hasta el momento de la defunción. 

El pago único se justifica porque al ser mayor el riesgo que se asegura (a más edad, más aumenta el riesgo de fallecimiento), las compañías de seguros de decesos no permiten contratar un seguro de decesos de prima periódica si tienes 65 años o más. De esta forma, tratan de afianzar esas cuotas periódicas por adelantado, al unirlas todas en una, en un solo recibo que se abona en el momento de la contratación.

Como en otras modalidades del seguro de decesos, la prestación del servicio se inicia con únicamente una llamada a la compañía aseguradora, que se hará cargo de todas las gestiones y trámites necesarios para que se lleven a cabo los servicios funerarios.

Las aseguradoras disponen de un teléfono de atención específico para la prestación de los servicios garantizados en el seguro de decesos que funciona las 24 horas los 365 días del año. Cada una de ellas cuenta con un directorio de empresas con las que tiene concertados dichos servicios y será su personal quien se encargue de todos los trámites burocráticos: 

  • certificado de defunción
  • inscripción del fallecimiento en el registro civil
  • gestión con el tanatorio
  • traslado del cadáver a otra localidad o país
  • alquiler de nicho o tumba
  • declaración de herederos…

La familia del asegurado fallecido, con la ayuda del personal de la aseguradora, elegirá la funeraria y los elementos que componen el servicio de sepelio (hasta el límite marcado en su póliza): féretro, el tanatorio, las flores, las esquelas, el funeral y el sepelio.