¿Qué es el copago en un seguro médico o de salud?

Copago en los seguros médicos
En el ámbito de los seguros de salud, el término copago hace referencia al importe que el asegurado debe pagar por la prestación de un servicio sanitario adicionalmente a la cuota o prima del seguro. De esta manera, como contrapartida de ese copago se puede acceder a una prima periódica más reducida.
Cada vez que utilizamos los servicios de un seguro médico con copago debemos abonar una cantidad de dinero que está en función de los servicios médicos a los que accedemos, en el caso, por ejemplo, de una consulta médica esta es pequeña, y si se trata de otros, como pruebas diagnósticas u otros actos terapéuticos más complejos, es algo mayor. Los copagos no solo dependen del tipo de prestación o servicio, sino también del producto y la compañía con la que lo contratemos.

El precio de los seguros con copago

El importe de la prima de los seguros de salud con copago está condicionado por la cuantía de los copagos que se han de abonar por los servicios médicos, cuanto más altos son los copagos más reducida es la prima del seguro.

El copago y las coberturas

El copago no condiciona las coberturas del seguro, solamente hace referencia al coste del acceso a las prestaciones del seguro y su abono en el mismo momento, y puede ser una característica tanto de los seguros de cobertura completa (hospitalaria y extrahospitalaria) como de los de cobertura extrahospitalaria. 

Ventajas del copago

El copago únicamente se aplica al acudir al médico o realizar otros usos del seguro, por tanto, si estos son mínimos y están dentro de lo “habitual” el coste de los copagos suele ser reducido y puede dar como resultado un pago (mensual o anual) inferior al de una cuota de un seguro sin copago. Lo que supondría una clara ventaja.
Pero, por otro lado, también hay que decir que es difícil prever con qué frecuencia uno va a acudir al médico, pues la salud no es algo que podemos controlar, aunque sí podemos intensificar su cuidado siguiendo un estilo de vida saludable. 

Elegir un seguro de salud con copago

A la hora de contratar un seguro privado médico, conviene valorar la opción de los seguros de salud con copago pues representa una alternativa interesante para aquellos que buscan un seguro que garantiza las mismas prestaciones que el seguro médico sin copago (dentro de la misma modalidad), pero a un precio más asequible asumiendo el abono de un copago. 
Si nos planteamos contratar un seguro médico de copago, debemos pensar qué es lo que vamos a necesitar de él e intentar calcular si nos va a compensar o no optar por el copago. 
Para ello, hemos de tener en cuenta que si elegimos un seguro con la prima muy reducida y, por tanto, altos copagos, en el caso de pasar por un periodo en el que tengamos que acudir al médico con mayor frecuencia, estas visitas continuadas pueden terminar por incrementar el coste de la prima y anular el ahorro que habíamos conseguido al acceder a una póliza médica más económica.

Cuando te interesa optar al copago médico

Resumiendo, se podría decir que este tipo de seguro es recomendable principalmente para personas jóvenes y/o con un estilo de vida saludable que, prevén, por su situación y estado de salud en el momento de la contratación, que no van a acudir con regularidad al médico. 
 
Obviamente, como es difícil prever a futuro la frecuencia con la que uno acudirá al médico, para prevenir periodos de más actividad del uso del seguro, también sería recomendable buscar un equilibrio entre prima y copago.
 
FIATC dispone de tres modalidades de seguro con copago. Dos de ellas de cobertura completa (hospitalaria y extrahospitalaria): Medifiatc P5 con copago bajo y Medifiatc P15 copago medio, y Medifiatc Start que incluye un copago reducido, excepto para los tres primeros actos médicos realizados al año por asegurado que son gratuitos.