¿Qué significa periodo de carencia en los seguros médicos o de salud?

Periodo de carencia en los seguros médicos
Cuando hablamos de seguros médicos, periodo de carencia es un concepto esencial que conviene saber.

¿Qué es un periodo de carencia en los seguros médicos?

Carencia se define como el plazo de tiempo, desde de alta de la póliza de seguro, que debe esperar el asegurado para poder acceder a ciertos servicios. Los periodos de carencia se computan por meses y pueden variar, dependiendo del tipo de cobertura y del seguro contratado.
Estos periodos se suelen aplicar a las pruebas diagnósticas y medios de diagnósticos complejos, los tratamientos especiales, las intervenciones quirúrgicas, la hospitalización, el embarazo, el parto, la reproducción asistida, las prótesis garantizadas…
Por tanto, el acceso a todas las coberturas de un seguro médico no siempre es inmediato, pero sí que, desde la primera cuota mensual pagada una vez firmada la póliza, se garantiza la atención primaria y  todas aquellas especialidades cubiertas que no presenten un periodo de carencia.

¿Por qué existen periodos de carencia?

Las compañías aplican los periodos de carencia para evitar prácticas como la contratación de un seguro con el objetivo único de resolver un problema de salud puntual para luego cancelar la póliza cuando este esté resuelto. Es importante tener en cuenta que el objeto del seguro médico es solucionar un problema que pude producirse en el futuro pero que no se ha producido aún y que los contratos de salud suelen ser anuales y que por tanto solo pueden rescindirse por parte del asegurado cuando ya ha pasado este año.

Exenciones al periodo de carencia

A pesar de lo anterior, existen dos situaciones en las que el asegurado queda excluido de cumplir los plazos establecidos de carencia.
 
  • Cuando se produce un accidente o caso de urgencia vital, se eliminan las carencias y la compañía deberá prestar toda la atención necesaria al asegurado (según normativa de la Dirección General de Seguros y Fondos de Pensiones). 
  • En el caso de que un cliente nuevo ya haya cumplido los periodos de carencia exigidos por su aseguradora anterior, se puede eliminar la restricción de todas o algunas de las coberturas afectadas por el periodo de carencia y así acceder a ellas desde el primer momento. Excepto el parto o la reproducción asistida que las compañías siguen manteniendo aunque venga de otra aseguradora.
En el caso de los seguros de salud de FIATC, los periodos de carencia se encuentran entre los límites de los 3 a 8 meses, dependiendo de la cobertura, excepto para la reproducción asistida que es mayor.