¿Es obligatorio contar con un seguro de hogar? ¿Y si tengo una hipoteca?

Cuándo es obligatorio el seguro de hogar
En principio no es obligatorio por ley contratar un seguro de hogar al contrario de lo que ocurre con el seguro de coche en el que sí es necesario contratar una póliza que incluya al menos la cobertura de responsabilidad civil para poder circular con él. Aunque esta respuesta requiere ser matizada.
La normativa española no establece ninguna obligatoriedad de contratación, salvo en dos casos concretos:
  1. El propietario de la vivienda que tiene suscrito un préstamo hipotecario con un banco.
  2. El inquilino o arrendatario de una vivienda que en su contrato le es exigido contratar un seguro de hogar para cubrir como mínimo la responsabilidad civil.
Ahora bien, si el propietario tiene pagada su vivienda, o si para adquirirla no necesita recurrir a un préstamo hipotecario o lo hace suscribiendo un préstamo personal, no está obligado a contratar un seguro de hogar. Aun así, es muy recomendable hacerlo para estar protegido ante cualquier accidente que se pueda producir.

Seguro de hogar vinculado a la hipoteca

El seguro que la ley obliga a contratar en el caso de que una vivienda esté hipotecada es un seguro de daños que contempla la cobertura mínima necesaria para responder, en caso de siniestro grave (incendio), al gasto de la hipoteca que corresponde a la estructura.
En el pasado era habitual contratar este seguro con el banco, pues, en general, a cualquier entidad bancaria a la que se acudía para solicitar el préstamo hipotecario solía exigirlo para conceder la hipoteca. Sin embargo, gracias a la prohibición de vincular la contratación de hipotecas a otros productos como los seguros de hogar, una de las principales medidas de la Directiva Europea sobre Hipotecas de 2013, se acabó con esta práctica (y otras cláusulas abusivas) en pro de una mayor protección al deudor hipotecario.

¿Quieres desvincular tu seguro de hogar de la hipoteca?

Puedes hacerlo, pero no va a ser fácil porque es posible que las condiciones de tu hipoteca estén ligadas al seguro de hogar y a veces incluso a otros productos como el seguro de vida. Tendrás que valorar si la contratación del nuevo seguro de hogar motivada por una oferta mejor con otra entidad diferente a tu banco te va a compensar de la posible pérdida de bonificación del diferencial del tipo de interés. Así que, antes de tomar cualquier decisión, revisa al detalle las condiciones de tu hipoteca.
Una vez hayas tomado la decisión de desvincular, estos son los pasos a seguir: 
  1. Como el seguro de hogar se renueva automáticamente cada año, deberás avisar a tu banco con al menos un mes de antelación a la fecha de renovación.
  2. Presentar a tu banco la documentación del nuevo seguro, que al menos debe incluir la cobertura de un seguro de incendio que proteja el continente, aunque es conveniente que sea más completo para que estés cubierto ante cualquier incidente que pueda ocurrir en la vivienda. Además, ten en cuenta que tu banco debe figurar como beneficiario en tu nueva póliza y solicita a tu nueva aseguradora que entre en vigor el mismo día que caduca la antigua.